Violación a menor de 14 años sucedió en 2017, 2 de los 3 adolescentes culpables fueron internados el pasado jueves

El tercer involucrado se encuentra prófugo, aclaró Fiscalía

Las publicaciones de prensa que fueron replicadas en redes sociales durante el fin de semana, respecto a una adolescente encerrada y violada por siete días, no tienen relación con la verdad de los hechos. El delito de violación en mención, cometido en la adolescente de 14 años, sucedió el 17 de noviembre de 2017. Horas antes de este hecho lamentable, la niña se escapó de su casa por un problema familiar y una compañera del colegio la llevó con sus amigos. Se dirigieron hacia el domicilio de uno de ellos, ubicado en el sector de San Blas, en Quito, supuestamente para darle posada.

En aquel lugar, aprovechándose de la vulnerabilidad de la víctima, los adolescentes hicieron que consuma marihuana y cometieron la violación. Al siguiente día, después del almuerzo, la joven salió de ese domicilio y 24 horas después contó a su madre el delito que cometieron en ella, identificando a sus victimarios.

Estos hechos fueron demostrados a lo largo del proceso penal seguido en contra de los tres adolescentes. Este caso ya cuenta con una sentencia ejecutoriada por violación y entre la prueba practicada por la Fiscalía no consta un encierro y violación de siete días, informó la Fiscalía Especializada en Adolescentes Infractores.

El proceso penal

Con la denuncia de la madre, la Fiscalía abrió una investigación previa. El 3 de abril de 2018, con el testimonio anticipado de la víctima, exámenes psicológicos y otros elementos, la Fiscalía formuló cargos en contra de Mark V., Luis Z. y Javier G. –de 17 y 16 años respectivamente-.

Durante la instrucción fiscal, se recopilaron más elementos de convicción por la Fiscalía Especializada en Adolescentes Infractores de Pichincha, entre abril y junio de 2018, Esto permitió que en la audiencia de juicio –instalada el 24 de julio de ese año- las pruebas establecieran jurídicamente que se trató de una violación en la que participaron los tres adolescentes, la noche del 17 de noviembre de 2017.

La sentencia condenatoria fue de 4 años de internamiento institucional para los tres implicados y el pago de USD 1.500 por cada uno a la víctima, como reparación integral. Este caso llegó a la Corte Provincial de Justicia de Pichincha el 31 de octubre de 2018 -a través del recurso de apelación a la sentencia condenatoria-; y el 18 de diciembre de ese año, a la Corte Nacional de Justicia, con el recurso de casación.

En ambas audiencias, el fallo condenatorio fue ratificado por los Tribunales de Justicia. Es decir, la sentencia por violación se ejecutorió para los 3 adolescentes. Por esta razón, el jueves 31 de enero de 2019, la Policía Nacional hizo efectivas las órdenes de internamiento institucional para dos de los tres adolescentes. El tercero se encuentra prófugo.

Cabe destacar que la Constitución de la República del Ecuador, en el artículo 44, de la sección quinta que se refiere a niños, niñas y adolescentes, destaca que “se atenderá al principio del interés superior y su derechos prevalecerán sobre los de las demás personas”.

El Código Orgánico de la Niñez y Adolescencia (CONA), en su artículo 317, asegura la garantía de reserva, tanto del proceso penal como de la identidad de los adolescentes infractores y sus familias. Las audiencias en esta materia son reservadas, y los funcionarios judiciales, administrativos y la Policía, “guardarán el sigilo y la confidencialidad sobre los antecedentes penales y policiales de los adolescentes infractores (…)”.

Datos:

El caso se investigó con base en el artículo 171, numeral 2 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) que sentencia con 19 a 22 años por violación cometida con violencia, amenaza e intimidación. Sin embargo, al tratarse de adolescentes, se invocó el artículo 385, numeral 3 del CONA, que precisa que los adolescentes infractores recibirán internamiento institucional de 4 a 8 años, por delitos que en el COIP sobrepasen una privación de libertad de 10 años.

Es preciso destacar que en materia de adolescentes infractores no se aplican las circunstancias agravantes que elevan las condenas en un tercio (como lo hace el COIP), por cuanto el CONA precisa cuáles son las medias de amonestación y de internamiento institucional que deben cumplir los adolescentes en conflicto con la Ley.

(JPM)

Fuente: Fiscalía de Ecuador, Ecuadorinmediato.com, República del Banano

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s