#ArticuloBananero| Lasso como Nebot no entrarán por la puerta ancha al poder

  Si Jaime Nebot no endosó el alza a los combustibles, fingiendo solidaridad para con los que sentirían el aumento del costo de vida, lo mismo sería para Guillermo Lasso en demostrar distancia contra el modelo económico fallido de Lenín Moreno. Detrás de la apariencia de preocupación, hay una indiferente realidad de la que ellos no tienen idea cuán aparatosamente tratan de conmiserarse. El gesto de ‘solidaridad’, de protesta junto al pueblo, no es otra cosa que el pretexto para catapultarlos a los dos como los próximos ‘salvadores’ de la ‘crisis’. El camino está libre y la victoria finalmente les sería posible a uno de ellos. De estar Rafael Correa en la contienda electoral, los arrasaría a los dos juntos y… ellos lo saben.
  Por eso mismo forzaron y sometieron a los ecuatorianos a votar el 4 de febrero de 2018 por la consulta popular que terminó siendo ilegal. Violó el artículo 104 de la Constitución en donde claramente estipula: “En todos los casos, se requerirá dictamen previo de la Corte Constitucional sobre la constitucionalidad de las preguntas propuestas”. Esta exigencia no se acató, sabían que el dictamen sería en su contra. Es así que para apropiarse del poder del Estado era imperativo implementar la propuesta de campaña electoral de Guillermo Lasso. Por eso mismo la pregunta dos y tres de la misma tenían la consigna de borrar del mapa político cualquier indicio de posibilidad de retorno de aquel que los deslindó del poder por diez años.
  Para ese propósito, se acepte o no, han dejado huellas, evidencias que dicen que detrás del telón ellos son los arquitectos de este desastre de gobierno. Lo que debería preocuparles no son los actos ya cometidos, sino que, de ahora en adelante, nadie les creerá, peor aún cuando ya empiezan a perfilarse como presidenciables.
  Por consiguiente, se encuentran en medio del doble discurso. No pueden negar que Moreno ha gobernado implementando el plan de gobierno de CREO y de PSC y, por otro, según su cálculo político ya es hora de apartarse de él. En síntesis, Moreno para cualquier candidato presidencial no suma, resta. Y resta en forma categórica porque su pírrica credibilidad se desploma cada día. Es decir, en vez de atraer adeptos, su intervención amenazaría cualquier posibilidad de cualquier aspirante que se identifique con el desvanecido mandatario. No es en vano que con fingida objetividad ha declarado que no va apoyar a ningún candidato. 
  Guillermo Lasso tampoco querrá repetir el mismo error cuando aceptó la alianza con Nebot en la última elección presidencial. Le fue mal. Ni el dinero pudo comprar los votos del pueblo. Peor aún cuando, por un lado, Moreno no encuentra fondo en su imparable rechazo popular y, por el otro, la marea creciente de repudio por la desacertada política económica que ya está produciendo desempleo y carestía en el consumo diario. Y eso el dedo les apunta. Y eso es dinamita social.
  Además, y esta mancha es imborrable, el banquero Lasso es el arquitecto y beneficiario de cuando al país se lo tiró al despeñadero. Aún duele la forzada migración, la pobreza causada por el robo descarado del salvataje bancario, los suicidios y el quebranto social de familias separadas. Y más reciente, aún vemos la ridiculez que montó con las cajas vacías y aún escuchamos las mentiras de fraude, y su gran idea de llamar a la consulta popular que, por miedo y por ser expeditos, violaron la Constitución y causaron el resquebrajamiento del Estado. Ahora se lava las manos y declara que el “modelo del Gobierno ha fracasado porque no genera empleo”, como si el ministro de economía le fuese un desconocido. ¡Cuánto cinismo!
  Tanto Lasso como Nebot no entrarán por la puerta ancha al poder. Hasta ahora se han valido de artimañas mefistofélicas con el fin de llegar a él. Saben que un pueblo alzado, un pueblo que ya ha vivido y ha visto otra alternativa de desarrollo, a la larga, no les permitirán.
Luis Alfredo Castillo

Prensa República Del Banano

Un comentario sobre “#ArticuloBananero| Lasso como Nebot no entrarán por la puerta ancha al poder

  1. Ambos engendros de el mal,mas allá de sus líneas políticas…son MALVADOS DE CUERPO ENTERO..su cinismo no tiene llanura…pero ellos saben algo
    .nuestro pueblo tiene frágil memoria ademas de una ignorancia genética..y votaran por ellos..lastima q no estemos en tiempos de FIDEL O EL CHE.Y PERDON PR ESTO..PERO UNA MINIMA PARTE DE PUEBLO NO PUEDE JODER AL RESTO..

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s