Pablo Dávalos advierte una desdolarización en Ecuador y una crisis “muy parecida” a 1999

Este escenario, dijo, podría darse en un año o máximo tres

“En 1999 estalló la crisis. Hoy, está pasando lo mismo”. Es la advertencia del economista Pablo Dávalos ante la carta de intención con la que se comprometió el Ecuador con el Fondo Monetario Internacional (FMI). A su criterio, el FMI le propone al país empobrecimiento. “Los empresarios ven que las expectativas de crecimiento son mínimas, retiran su dinero y como se liberaliza la balanza de pagos, que significa que no cuesta nada trasladar recursos del Ecuador al extranjero, empieza la fuga de capitales y, con eso, el país empieza a quedarse sin liquidez”, explicó, al precisar que este proceso que se está incubando es “muy parecido” a la crisis de 1999.

Expuso que “siempre que un país firma una carta de intención con el FMI, ese país termina mal. No hay caso de un país que se haya recuperado”

Considera que el Fondo Monetaria “es la vía más rápida para destruir un país”. El caso de Argentina, Grecia son sintomáticos. Portugal, dijo, se negó a firmar el acuerdo con el FMI y es un caso de recuperación económica, Grecia aún no logra salir.

En el caso de Ecuador, manifestó que antes de la firma, había expectativas de crecimiento positivo para este 2019. Estaba entre el 1% y el 2%. Enfatizó que con el acuerdo con el FMI, las expectativas pasan de positivas a negativas. “El mismo fondo reconoce que la economía va decrecer 0.5%”, precisó Dávalos, al precisar que el Fondo plantea una desinversión pública “fuerte” en todos los sectores.

Al FMI, dijo, le interesa que al Estado le sobre dinero, guarde y logre pagar la deuda. “Se guardan los recursos, pero se deja al país sin educación, salud ni infraestructura”, indicó.

El académico mencionó que se vendió la idea del sobreendeudamiento. “Ahí viene la parte de la dolarización”. A partir de 2014, cuando fue la crisis del petróleo, nos endeudamos para sostener la dolarización.

Para 2015, sube al 25% con respecto al PIB para sostener la liquidez. “Viene el FMI y dice liberaliza la balanza de pagos, que es el registro donde consta dólares que entran y salen, y producen recesión interna: es decir, quiebra la economía”.

El FMI le propone al país empobrecimiento, dijo Pablo Dávalos. “Hay un proceso que los ciudadanos quedan mal con su tarjeta de crédito, no pueden pagar cuotas del auto o de la casa, el banco acumula cartera vencida, los empresarios ven que las expectativas de crecimiento son mínimas retiran su dinero y como se liberaliza la balanza de pagos, que no cuesta nada trasladar recursos del Ecuador al extranjero, empieza la fuga de capitales y, con eso, el país empieza a quedarse sin liquidez”, explicó.

Esto, dijo, es la desdolarización. “Van a decir que, para financiar la dolarización vamos a tener que vender la infraestructura pública como hidroeléctricas, la seguridad social, lo que se hizo en los últimos 10 años, que la venderán a menos de lo que se construyó”.

Mencionó que el tiempo para que se dé este proceso depende de varios factores, entre ellos, el tiempo que se demore en procesar la Asamblea las leyes para hacer posible la carta de intención, como el incremento del IVA, en un 15% o 16%, así como las leyes de la flexibilización laboral.

“El proceso de fuga de capitales, da cuenta que, se está incubando una crisis muy parecida a 1999 y un escenario que podría darse en un año o máximo tres”,

Recordó que en 1994 Alberto Dahik firmó una carta de intención, parecida, “y advertimos que esa carta iba a liberalizar el sector bancario y financiero que provocaría una burbuja, que al momento de reventar, causaría una crisis de graves consecuencias”.

En 1999 estalló la crisis. Hoy está pasando lo mismo. “Se están inventado la crisis porque no había ninguna necesidad de ir al FMI. Entrega USD $4.200 millones que es exactamente la misma cantidad que perdimos cuando se aprobó la Ley de Fomento Productivo”.

Expuso que fue al FMI para tener el aval político que legitime la privatización, porque el FMI obliga en la carta de intención; y, segundo, bajar los salarios, la flexibilización.

A su criterio, esta carta de intención, en referencia a las anteriores, “son igualitas”. Informó que Ecuador ya está comprometido con la carta por lo que ya hubo un avance de los más de USD $600 millones que entregó.

Dávalos anunció que tiene que frenarse esta carta de intención, devolver el dinero y reformar la Ley de Fomento Productivo, así como el trabajo de la Asamblea de fiscalizar al Presidente Lenín Moreno, así como llamar para que se explique al país la carta de intención. “Imagino que estamos en la presencia de una crisis y deberá presentar una renuncia”, aseguró.

(PP)

Fuente: EcuadorInmediato.com, República del Banano

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s