#ArticuloBananero| La noticia anticlimática de Diana

El caso “Sobornos 2012-2016” es el pretexto escandaloso de distracción para perpetrar dos objetivos: inhabilitar a Rafael Correa del campo político y desviar la atención para atascar el caso INAPapers. En efecto, la consigna fue de crear o manipular las “pruebas” como causales para ajustarlo al tipo penal: cohecho, un delito que no prescribe, por 6.000 dólares financiado ‘ilícitamente’ por los ‘sobornos’ que Alianza País supuestamente recibió.

Pero del bombástico titular “ODEBRECHT PUSO PRESIDENTE”, por el que supuestamente había el delito de cohecho de 15 millones de dólares para la campaña electoral del 2013, quedó solo en título. Todo fue una farsa. Lo que el título sí sirvió fue en darles a los enemigos una efímera saciedad. Finalmente, felices se dijeron, “el dictador irá a la cárcel”, al estar esta vez convencidos de que el reporte de “La Fuente” sí decía la ‘verdad’.  Y la bulla empezó. La fantasmagoría platónica también.

Todo aquél que tuvo acceso a micrófonos o cámaras o columnas de opinión empezó a celebrar la caída de deshonra del enemigo que frenó los privilegios a los que impunemente estaban acostumbrados. Todos en diferentes tonos y estilos, unos, enanos y chabacanos, y otras, mostrando pierna y descote de complacencia provocativa, conjeturaban y afilaban la lengua viperina para repetir las peregrinas ideas centrales: que Correa, el dictador, “corrompió el manejo estatal”; que Correa, el derrochador de plata ajena, “malversó y derrochó en “sueños faraónicos”; que Correa, el autoritario y prepotente, “abusó del poder”. Para al final terminar con 6.000 dólares, es decir con la misma resonancia y resultado que anunciaban la recuperación de miles de millones de dólares robados por Correa. ¡Humo! 

Pero la celebración no les duró mucho. Después de creer que la fiscal, Diana Salazar presentaría evidencia contundente de ilícitos, la noticia fue anticlimática. En vez de los supuestos millones de dólares en sobornos, la fiscal, muy suelta de huesos, presenta como prueba contundente el irrisorio monto de seis mil dólares como evidencia de un acto delictivo. 

 Y es que al saber que el jefe de Estado manejaba una economía de 100 mil millones de dólares y de haber donado regalos por millones de dólares, para fines de ayuda social, resulta incongruente pensar que el expresidente cometería tan craso error. La verdad es que el expresidente pidió prestado seis mil dólares de un fondo solidario de la Presidencia que los funcionarios mismo lo habían creado y aportado para asistir en momentos de necesidad. Préstamo que para el 2015 lo había pagado a través de doce pagos de 500 mensuales, con evidencia del pago. Lo que trasciende de esto, es que Rafael Correa, como cualquier otro ciudadano que podría sobregirar, no ha sido el millonario ladrón como se lo había pintado.

En vez de celebrar la caída de Correa, lo que ha causado es la vergüenza de sus enemigos al develarse la mamarrachada con que se lo acusa. No perdamos cuenta que el objetivo final es inhabilitarlo para que se postule en el 2021. Lo que este caso ha revelado es la desnuda persecución política. Solo falta escuchar el veredicto que lo prohibiria de por vida de la política. 

A estas alturas, en medio de la guerra judicial contra Rafael Correa, ya nada de lo que se haga nos debería sorprender. Tampoco nos debería sorprender que las diligencias de la señora Fiscal General, formada en los EE.UU., vengan teledirigidas desde el norte y de Carondelet con el único propósito de eliminar cualquier posibilidad de que a Correa se le encargue el poder. Con la capacidad de 10/20 resulta ser la candidata perfecta para recibir órdenes.


Una vez en prision por largos años, los poderes detrás del telón podrían avizorar un futuro en donde nuevamente anclarían las condiciones para el atraco que ya está en marcha. Después de todo, fueron diez años de hambre atrasada y de odio fermentado.
Luis Alfredo Castillo
Prensa República Del Banano
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s