El titular de la Defensoría del Pueblo anunció que no habrá despidos en esa institución

Los despidos, dispuestos por el Gobierno Nacional, no son una opción para ajustar el presupuesto institucional, debido a la emergencia sanitaria, a criterio de la Defensoría del Pueblo.

El titular del organismo defensor de los derechos humanos, Freddy Carrión Intriago, presentó al Ministerio de Finanzas una propuesta encaminada a evitar el despido del personal de la institución, a través de otras acciones administrativas y la reducción de una hora de la jornada laboral.

La resolución del Ejecutivo, que todas las funciones del Estado ecuatoriano tomen medidas de ajuste y reducción de sus presupuestos del 10 al 15%, deben aplicar también en la Defensoría del Pueblo.

Carrión señaló que no pueden estar en contra de los postulados de la institución, de la misión fundamental de proteger los derechos de todas y todos; por ello, en su calidad de Defensor del Pueblo, precautelando el derecho al trabajo de las y funcionarios que forman parte de esta entidad, ha propuesto la disminución en valores de arriendos de oficinas, viáticos, servicio de correo y la reducción de una hora de la jornada laboral.

La decisión fue pensada desde el bienestar de todos y todas las personas que forman parte de la institución que, día a día, protege y tutela los derechos de la población ecuatoriana, en un escenario en el que muchas otras entidades del sector público han optado por despedir al personal de contrato y suprimir partidas de nombramientos provisionales y también definitivos, destaca el boletín oficial.

Esta decisión fue comunicada a todas y todos quienes laboran en la entidad por medio de dos correos electrónicos, uno con una carta del Defensor del Pueblo y el otro por medio de un vídeo, explicando la situación y solicitando la comprensión y apoyo de las y los funcionarios.

Carrión insiste en que la propuesta obedece a una adaptación a la condición de crisis económica, social y sanitaria que vive el país, bajo un enfoque de protección de los derechos laborales de quienes forman parte de la Defensoría, que trabaja por los derechos humanos y de la naturaleza y que debe mantenerse para consolidarse en la representación de cada ciudadano y ciudadana, en atención al mandato constitucional y legal que marca su accionar.

«Empecemos con el ejemplo en casa. Defendamos nuestros derechos, pero, sobre todo, el derecho al trabajo, que nos permitirá tener una vida digna, llevar el pan diario a nuestras familias y seguir trabajando en la lucha por la defensa de los derechos humanos y de la naturaleza», declaró.

Fuente: Pichincha Universal, República del Banano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s