Exdirector del IESS, Miguel Ángel Loja, enfrenta audiencia preparatoria de juicio por presunta asociación ilícita

el

 En el Complejo Judicial Norte, en Quito, se instaló la audiencia preparatoria de juicio por presunta asociación ilícita contra el exdirector del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), Miguel Ángel Loja, y otras 14 personas.

La Fiscalía informó que se investiga una compra de mascarillas con presunto sobreprecio.

El hecho se habría registrado al inicio de la pandemia y es investigado por el equipo de Fuerza de Tarea que fue creado el 1 de junio de 2020 y tiene como objetivo fortalecer las capacidades técnicas, investigativas y operativas de la Unidad Nacional de Transparencia y Lucha contra la Corrupción.

La Fuerza de Tarea es coordinada y dirigida por la fiscal general del Estado, Diana Salazar, y se encarga de conocer los casos de corrupción producidos durante el estado de emergencia motivado por la pandemia.

En mayo pasado, la diligencia quedó para otra fecha ante la inasistencia de uno de los abogados defensores.

En esta causa son procesados Loja (prófugo), y otras 14 personas.

La Fiscalía investiga un aparente sobreprecio en la adquisición de insumos médicos, sobre todo, mascarillas durante la emergencia sanitaria. Los tapabocas habrían sido adquiridos por un valor unitario de USD 12. Incluso, a la investigación se sumó un informe con indicios de responsabilidad penal realizado por la Contraloría.

En abril de 2020, el documento fue aprobado por el entonces contralor subrogante, Pablo Celi, y en él se menciona que se evidenció irregularidades en la compra de mascarillas, pantallas faciales, guantes y otros equipos de protección, lo que derivó en el desabastecimiento de material para enfrentar la pandemia en las unidades del IESS a escala nacional.

La Contraloría también señaló que Miguel Ángel Loja declaró en emergencia a las dependencias de salud del IESS, aunque esta es competencia exclusiva del Consejo Directivo.

De acuerdo con el examen realizado por la Contraloría, Loja suscribió órdenes de compra por USD 10,2 millones, excediendo sus atribuciones para aprobar un gasto máximo de USD 7 millones y no informó al Consejo Directivo de la entidad sobre la compra.

El ente de control insistió en las irregularidades con la empresa Alamantop S.A., a la que se adjudicó el contrato para la adquisición de mascarillas con un 400% de sobreprecio, pese a que es proveedora de alimentos.

Fuente: Pichincha Universal, Republica del Banano

Un comentario Agrega el tuyo

  1. ralvear dice:

    Está a buen recaudo, no lo encontrarán. Sabe mucho de la banda que repartió los hospitales y de su jefe inmediato.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s